k

k

domingo, 29 de diciembre de 2013

Último.

 
 

 
 
Terminar el año bajo el agua es una grata forma de meditar sobre lo negativo del mismo. Lástima que aún no he descubierto la forma de oír música mientras buceo,...la próxima vez intentaré completar mi equipo para que la plenitud sea total. Cuando escribo éstas líneas oigo una de las melodías que me prepararé para la próxima incursión acuática...
¡Nos leemos en 2014!
 
 

jueves, 26 de diciembre de 2013

Falsa felicidad

Y sólo estamos a 26 de Diciembre...Aún queda la celebración de fin de año y los Reyes Magos. Es tal el grado de hipocresía que éste año reniego doblemente de la Navidad. No es posible que miremos para mil lados diferentes y no lo hagamos para el lado de la realidad, es como si todos fuésemos un potencial "Rey Juan Carlos" que nos da un discurso navideño en el que nos trata como gallinitas de su corral y sus "asuntillos" mejor dejarlos para el Sálvame. Quizá no estamos para celebraciones impuestas. Familias enteras sin ingresos, dependiendo de la caridad de los que les rodean para que no les desahucien y, aún, pensando en comprar langostinos congelados, oye, que muy bien, pero que me da a mi que es por aparentar un nosequé, tal vez pensando en que "a mal tiempo buena cara". El 90% de las personas con las que me relaciono reniegan de éstas fechas, pero entran al trapo del consumismo, las cenas de empresa, de la peña futbolera o del club de ganchillo del barrio, pero si no tienen ni para pagar la bombona de butano, ¿Por qué hacer de la Navidad una fiesta tan hipócrita?. Hablo con unos y con otros y me cuentan las aventuras y desventuras de la cenita de Nochebuena. Discusiones y rencores que se acentúan y se hacen más patentes, pero siguen con el erre que erre de la navidad, navidad, dulce navidad...¡Falsos!. Me cuenta una amiga que éste año, con su marido parado, a su hijo sólo le ha comprado un juguete de diez euros y que el niño está la mar de contento, el año pasado se gastó más de doscientos en una Tablet infantil...el nene tiene 4 años ¿Es necesario que tenga una Tablet?. Claro que si, para asegurar las cuentas de resultados de las marcas que las comercializan y fidelizar a futuros consumidores...Navidad, navidad, dulce navidad...

domingo, 22 de diciembre de 2013

La ilusión perdida.

 


Necesitamos ver la luz al final del túnel y salir de tanta encrucijada vital y social. Es primordial dar preferencia a la resolución de todos los problemas que acucian a los más desfavorecidos. La sanidad, el trabajo, la vivienda, etc., Hay que continuar con las reformas, por supuesto, pero no en el sentido que exigen los poderes económicos supranacionales. El sistema político español está agotado, los cambios sufridos por la sociedad en los últimos treinta y cinco años no tienen cobertura legal efectiva en la "ley de leyes" y el desarrollo legislativo, que se suponía vendría tras la aprobación de la CE, no ha dado los frutos esperados. Se ha legislado a golpe de ideología, cada gobierno en el poder ha adaptado el sistema normativo a sus necesidades más inmediatas y con una especie de manto protector que le dotaba de inmunidad ante los graves errores cometidos. Si analizamos a grosso modo quienes son los culpables de tanto despropósito coincidiremos casi al cien por cien: los bancos, los políticos, etc...pero ¿Qué parte de culpa podemos o estamos dispuestos a asumir como ciudadanos? Yo sé la que me corresponde, lo tengo claro y por eso, en su día, "castigué" de forma individual a quienes pensaba lo merecían. No me gusta hablar en términos de culpa/castigo ya que me trasladan al extremo en el que desenvuelve la moral religiosa, pero hay veces en que hay que expresarse de forma tal que los influenciados por la doctrina católica, apostólica y romana te entiendan. Los que defienden a capa y espada que el actual gobierno hace lo que hace porque no le quedan más opciones ¿En qué piensan? ¿Acaso no vivimos todos en el mismo país limitador de tantos derechos fundamentales?.
Me gustaría volver a recobrar la ilusión por algo tan importante, para la vida en sociedad, como es la POLÍTICA (si, escribo la palabra en mayúsculas porque, queramos o no, la política es algo fundamental)...

jueves, 19 de diciembre de 2013

En ruta

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Callejón del oro (Praga)
 
 


Aquí me tenéis, haciendo balance de las cosas visitadas/vistas  durante el año que termina...En ello estoy y me sorprende que después de haberme recreado con la visión de una de las Maravillas del Mundo; varias ciudades o pueblos Patrimonio de la Humanidad; rincones perdidos y paraísos lejanos; manglares o parques naturales; varios mares (Caribe, Atlántico y Mediterráneo); ríos, lagos sagrados, lagunas o piscinas naturales; Teatros Nacionales, museos y pinacotecas privadas; Catedrales y capillas de varios siglos de antigüedad; esculturas y edificios varios, ect..., lo más impactante y lo que más me ha emocionado ha sido pasear por esa pequeña callejuela de casas humildes y pintadas de vivos colores...No me había ocurrido nunca, pero al estar allí me trasladé al contexto en el que trascurrían los días de Kafka y me emocioné hasta derramar una pequeña lágrima. Me dicen que soy algo mitómana, pero en el caso que cuento no creo que se trate de mitomanía, resultó algo inexplicable y difícilmente repetible, ese lugar me trasmitió algo profundo.  En esos días de viaje me leí un libro que me regalaron: "Correspondencia",  una recopilación de cartas que intercambiaron, durante muchos años, Hermann Hesse y Stefan Zweig. Dos hombres que, al igual que Kakfa, padecieron conflictos personales que hicieron que sus escritos estuviesen plagados de emociones, frustraciones o traumas.  Anoté un pasaje del libro y que ahora he recordado: "... ¿Y de los viajes? ¿Se ha olvidado usted de ellos? Yo no, verdaderamente no; tengo la inquietud de viajar a todas partes, de verlo y disfrutarlo todo, me da miedo la vejez y perder esto -mi más querida posesión- en el abatimiento y la pereza. En marzo iré a España, que debe ser el país más hermoso de Europa, lo intuyo..." (Carta de Stefan Zweig a Hermann Hesse, fechada en París, el 21 de Noviembre de 1904).
Me preguntaba ¿Para escribir una obra maestra hay que tener una mente torturada? Los tres autores que cito escribieron varios libros que se encuentran entre los más leídos de la historia de la literatura. Me resulta curioso...

domingo, 1 de diciembre de 2013

Soberanos.




Que todos los caminos llevan a Roma es una expresión por todos sabida. Hay caminos rectos y otros no tanto. Para llegar a concluir cual es el mejor para una determinada situación partimos del ensayo-error. El éxito o el fracaso de empresa será directamente proporcional al grado de implicación que suponga. Si protestamos por la falta de representación que advertimos, a diario, en nuestros políticos ¿Lo hacemos convencidos o es una manifestación de nuestra propia autoafirmación? ¿Tenemos miedo de cambiar las cosas?. Si nos estamos dando cuenta, demasiado tarde, que los que mandan son entes ajenos al Estado (mercados, por ejemplo) ¿Por qué no exigimos que nos devuelvan lo nuestro?...Si, lo nuestro, el poder soberano, sin intermediarios especuladores, manipuladores e indecentes. Una cosa es ceder parte de la soberanía estatal a un ente supranacional (UE, TEDH...) y otra bien distinta es transigir con las políticas aplicadas por lobbys empresariales que sólo buscan el rendimiento e interés particular. Como dijo Rousseau: "...para unir a dos enemigos  solo hace falta encontrar otro enemigo común...". ¿Sabemos quién es nuestro enemigo común?...